Environmental Health News

What's Working

  • Garden Mosaics projects promote science education while connecting young and old people as they work together in local gardens.
  • Hope Meadows is a planned inter-generational community containing foster and adoptive parents, children, and senior citizens
  • In August 2002, the Los Angeles Unified School District (LAUSD) Board voted to ban soft drinks from all of the district’s schools

#619 - The Bridge to the High Road -- Parte 2, 07-Oct-1998

Nuestros principales problemas parecen estar todos conectados entre sí:

** Los salarios reales de la gente trabajadora han ido bajando durante
20 años y no existen políticas nacionales (ni gubernamentales ni
privadas) para contrarrestar esta tendencia. De hecho, existen legiones
de senadores, economistas de Chicago, editores de diarios y jefes de
finanzas que ven esto como algo bueno --mantiene a la inflación en
jaque y "disciplina" a la gente trabajadora de manera que no eleven
demasiado sus expectativas. Siguiendo una política industrial silente,
los EUA están buscando vigorosamente el "sendero bajo" del desarrollo
económico --"desindustrializando" y expandiendo el sector de servicios
de salarios bajos [1].

** Con la caída de los salarios, la gente trabajadora está tomando dos
y tres empleos al mismo tiempo (cada vez más, empleos de medio tiempo
sin beneficios) para llegar a fin de mes, haciéndose cada vez más
difícil darle la atención adecuada a los niños, la familia, el
vecindario y la vida en comunidad. Cada vez más, la gente maneja sus
preocupaciones individualmente y a solas en vez de hacerlo de una
manera organizada. El tejido social se está deshilachando porque la
gente se ve forzada a volverse introvertida por las circunstancias.

** La gente que está promoviendo el "sendero bajo" está volviéndose
rica. El índice S&P 500 de la bolsa de valores se cuadruplicó en los
últimos 5 años [2]. Las fusiones y adquisiciones entre empresas
totalizan ahora un billón de dólares cada año [3]. En muchos casos, las
operaciones especulativas han reemplazado a los negocios sólidos y
productivos como las principales fuentes de nueva riqueza. A los
diarios les ha dado por escribir con timidez acerca de
nuestra "economía de casino". Muchos de estos "tratos" especulativos de
Wall Street disminuyen la capacidad productiva de la nación y destruyen
los buenos empleos [4].

En pocas palabras, muchos caciques corporativos han notado que pueden
hacer más dinero comprando y vendiendo otras corporaciones que
proporcionando bienes y servicios de alta calidad. El presidente de
U.S. Steel personificó este punto de vista cuando dijo: "Nosotros
estamos en los negocios para hacer dinero, no acero". Y como era de
esperarse, las compañías de acero de los EUA se negaron a modernizarse,
los competidores extranjeros les dieron una paliza, y la capacidad de
la nación para producir acero fue destruida. Las comunidades que
dependían del acero simplemente fueron destrozadas, desechadas, al
destruir miles de buenos empleos a sabiendas. Este es el lado cínico
del "sendero bajo".

** Nuestra economía ahora se caracteriza por una asombrosa desigualdad -
-el 1% más rico posee más que el 90% de abajo.

** La desigualdad se traduce en poder político para pocos y desconexión
para la mayoría. En los dos [principales] partidos políticos, las
grandes sumas de dinero se traducen directamente en una influencia
interna sobre funcionarios electos y legisladores, conllevando a
políticas de impuestos que benefician al 5% más rico a expensas de
todos los demás. Este es el "sendero bajo".

** Mucho menos de un 50% del electorado realmente vota, quizás debido a
que ven que el sistema no ofrece alternativas reales y que el hecho de
votar ya no promete traer ninguna diferencia substancial en sus vidas;

** Tristemente, los que "tienen" se han mostrado reacios a invertir en
cualquier cosa que pueda beneficiar específicamente a los que "no
tienen". Este es el "sendero bajo". El 40% más rico, emulando al 1% de
más arriba, tiende a favorecer las reducciones de impuestos a casi
cualquier costo, de manera que nosotros le recortamos las horas a
nuestras bibliotecas públicas y le reducimos el presupuesto a nuestras
escuelas públicas. Con propuestas de bonos, estamos alentando a las
familias para que abandonen nuestras escuelas públicas por completo. En
algunas escuelas públicas del centro de la ciudad de Baltimore, los
niños no tienen libros, sin mencionar las computadoras. No hay libros.
Así los están preparando para entrar en la era de la información. Así
estamos abriendo un "sendero bajo" largo hacia el futuro.

** Las burocracias gubernamentales siguen siendo enormes y pesadas,
pero ahora están de retirada, indiferentes, protegidas del acceso
público por sistemas laberínticos de grabadoras telefónicas.

** Los cambios tecnológicos --las revoluciones electrónica e
informática-- le han puesto un peso enorme a la calidad y cantidad de
educación que la mayoría de la gente no puede pagar. Sin embargo ningún
partido político --ni tampoco el sector privado-- ha propuesto
programas para ayudar a una gran cantidad de gente trabajadora a
mejorar y modernizar sus destrezas, para mantener competitivos a los
EUA. Este es el "sendero bajo".

** Un cuarenta por ciento de los niños de la nación están siendo
criados en la pobreza. Las prisiones están siendo expandidas ahora para
albergarlos cuando crezcan. Este es el "sendero bajo" --darle la
espalda al desarrollo de nuestra gente, quedando poblaciones completas
a la deriva en los centros de las ciudades.

Resumiendo: los líderes de los sectores gubernamental y privado de los
EUA han escogido el "sendero bajo" del desarrollo económico --el camino
que:

** busca ganancias especulativas a corto plazo para una pequeña porción
del "sector privado" sin importar cuáles serán los costos para las
comunidades o la capacidad productiva de la nación;

** trata a los trabajadores como cualquier otro costo de producción
inanimado, reduciendo incesantemente los salarios;

** pone freno activamente a las organizaciones de trabajadores;

** insiste en que las empresas y el capital permanezcan libres y listos
para mudarse al exterior a la primera señal de que una comunidad espere
algo a cambio de albergar una empresa;

** dice que tiene valores ambientales de los dientes para afuera pero
se niega a desarrollar alternativas sostenibles, tales como las fuentes
de energía renovable, y comete errores garrafales con tecnologías
poderosas, pobremente comprendidas, como los cultivos de ingeniería
genética.

Resumiendo, el "sendero bajo" ahora es sinónimo de "los negocios de
siempre" en los EUA. Y a nosotros nos dicen que todo esto es inevitable
y que no vale la pena luchar contra ello; que es el resultado de las
fuerzas de "globalización" que están totalmente fuera de nuestro
control.

Afortunadamente existe otro camino, aunque llegar a él no será fácil.
Dan Swinney, del Centro del Centrooeste para las Investigaciones
Laborales (Midwest Center for Labor Research) en Chicago, recientemente
publicó un manifiesto llamado: BUILDING THE BRIDGE TO THE HIGH ROAD
("CONSTRUYENDO EL PUENTE HACIA LA CARRETERA"), y subtitulado: Expanding
Participation and Democracy in the Economy to Build Sustainable
Communities ("Expandiendo la participación y la democracia en la
economía para construir comunidades sostenibles") [5]. Podría ser tan
importante como lo fue PORT HURON STATEMENT (la Declaración de Port
Huron) en 1964, provocando que una generación de activistas hiciera sus
mejores reflexiones [6].

Swinney ha trabajado por más de 20 años en Chicago como maquinista,
activista sindical y, más recientemente analista, ayudando a pequeñas y
medianas compañías en Chicago a ir contra la corriente y a seguir
funcionando. El "sendero bajo" le ha costado a Chicago 80.000 buenos
empleos en los últimos 20 años, y Swinney piensa que un 75% de aquellos
empleos hubieran podido salvarse si la gente hubiese ejecutado las
acciones adecuadas en el momento justo. Recientemente, el alcance de
Swinney se ha expandido a la ciudad de Nueva York y más allá debido a
que el "sendero bajo" está destruyendo los empleos y la capacidad
productiva en todas partes, y en todos lados la gente está buscando
respuestas. El manifiesto de la "carretera" de Swinney es el comienzo
de su respuesta --y dice que probablemente lo convertirá en un libro
durante el próximo año o el siguiente.

La "carretera" se trata del desarrollo de la economía de la nación
alrededor de los empleos de salarios altos, invirtiendo en gente y
equipo para hacer a las empresas eficientes y productivas, y por lo
tanto competitivas y lucrativas. Pero se trata de más que eso. Se trata
de que la gente en las comunidades asuma la responsabilidad de CREAR
RIQUEZA, insistiendo en que ellos pueden controlar sus economías
locales y regionales.

Este es el mensaje de más largo alcance para los activistas ambientales
y comunitarios en el artículo de Swinney.

Durante años, en un contrato social silente, nosotros le hemos
permitido a la comunidad comercial crear riqueza, y nosotros --decenas
de millones de nosotros trabajando de diferentes maneras-- hemos
restringido nuestros esfuerzos de insistir en una distribución justa de
esa riqueza. Los sindicatos han insistido en que la gente trabajadora
reciba su parte. Los activistas del sector vivienda han presionado para
que la gente sin hogar reciba al menos una miseria. Mucha gente ha
insistido en que las bibliotecas y escuelas deberían recibir
financiamientos decentes, que se aumente el salario mínimo, que los
acaudalados paguen su parte justa de los impuestos. Otros han insistido
en que se proteja a los salmones, se conserven los árboles, y que la
llamada "justicia para todos" tiene que incluir la justicia ambiental.
La mayoría de nosotros hemos enfocado estos problemas por separado,
enfocando nuestros esfuerzos de manera estrecha, feroz, sin pausa. Pero
hemos tenido un enfoque de no intervención del comercio.

Ahora resulta claro que hemos fracasado --fracasado en lograr una justa
distribución de los beneficios, fracasado en persuadir a los
acaudalados para que inviertan adecuadamente en la capacidad humana de
la nación, en su infraestructura o en su capacidad productiva,
fracasado en proteger los ecosistemas que proporcionan la plataforma
que nos sostiene a todos.

Y así, el viejo contrato social está roto. Sencillamente no sigue en
efecto. Las comunidades y la gente trabajadora deben comenzar a verse a
sí mismas con la responsabilidad de no solamente redistribuir la
riqueza, sino también de CREAR riqueza y de hacerlo de manera
sostenible. Tomará 30 ó 40 años hacer la transición a la "carretera",
pero no tenemos alternativa. Debemos buscar el control de la economía,
insistiendo en nuestro derecho y nuestra capacidad de manejarla a cada
nivel. Eso es lo que significa ser un pueblo soberano. Sólo entonces
puede modernizarse la economía, hacerla eficiente y sostenible.

Según el punto de vista de Swinney, la "carretera" se caracteriza por:

** El desarrollo ambientalmente sostenible, lo que requiere que las
compañías fabriquen productos y usen procesos que son buenos para la
salud de los trabajadores, consumidores y comunidades circundantes; y
que recuperen el ambiente en lugar de dañarlo;

** Buenos empleos que puedan sostener una familia y permitir tiempo
para la recreación, la educación y la participación social;

** El desarrollo sostenible desde el punto de vista social, con una
meta de vencer las divisiones y opresiones históricas relacionadas a la
raza, la clase, el género y el origen nacional.

** Una alianza estratégica entre el movimiento laboral y las
organizaciones políticas, democráticas, ambientalistas, económicas, de
los nuevos inmigrantes y sociales;

** El reconocimiento de que los gremios y la comunidad tienen que
aceptar la responsabilidad de ser líderes en la creación de riqueza y
el desarrollo de la capacidad productiva;

** El reconocimiento de que el sector comercial incluye amigos y
aliados así como también personas del "sendero bajo", y que nosotros
tenemos que estar preparados para modificar un estrecho análisis anti
corporativo;

** La identificación de las fuerzas del mercado, así como también de
los movimientos de las masas como nuestras herramientas y terreno de
cambios;

** Ser empresarial --buscar ser líderes en el mercado, así como también
en el mundo social y político-- y definir la conexión esencial entre
los dos;

** La definición de un papel claro para el gobierno, incluyendo la
responsabilidad de expandir nuestra estructura y vida cívica, y medir
el éxito de la gobernanza por los progresos a los niveles de la
compañía y la comunidad.

El artículo de Dan es mucho más rico en detalle de lo que nosotros
podemos mostrar aquí. Swinney ofrece muchas estampas de compañías
reales en comunidades reales que están luchando por subir a
la "carretera", algunas con éxito y otras no. El artículo de Dan no es
la última palabra sobre este amplio y profundo tema, pero es un
excelente primer intento de definir el problema y la dirección en que
tenemos que ir.

Dan es miembro de la junta directiva de Sustainable America (SA).
Nosotros instamos a todos nuestros lectores, incluyendo a los
funcionarios electos y a la gente de negocios, a unirse a Sustainable
America, de manera que, juntos, podamos construir una infraestructura
sólida para los trabajos politemáticos en curso. Echele un vistazo a
www.sanetwork.org, envíe un correo electrónico a
sustamer@sanetwork.org, o llame a la directora ejecutiva Elaine Gross
en la ciudad de Nueva York: (212) 239-4221.

--Peter Montague (National Writers Union, UAW Local 1981/AFL-CIO)

=====

[1] Michael Perelman, THE PATHOLOGY OF THE U.S. ECONOMY; THE COSTS OF A
LOW-WAGE SYSTEM (New York: St. Martin's Press, 1993, 1996).

[2] Datos de Prophet Information: www.prophetinfo.com.

[3] "Merger Volume Caves in Amid Fall Market Slump," INVESTOR'S
BUSINESS DAILY October 6, 1998, pág. 1

[4] Donald L. Barlett y James B. Steele, AMERICA: WHAT WENT WRONG?
(Kansas City: Andrews and McMeel, 1992). Y ver Donald L. Barlett y
James B. Steele, AMERICA: WHO REALLY PAYS THE TAXES? (New York: Simon
and Schuster, 1994). Barlett y Steele trabajan para el diario
PHILADELPHIA INQUIRER.

[5] Dan Swinney, BUILDING THE BRIDGE TO THE HIGH ROAD (Chicago,
Illinois: Midwest Center for Labor Research, 1998). Disponible a través
del world wide web --www.mclr.com, aunque tendrá que bajarlo en 14
secciones y reensamblarlas en una sola pieza. También puede ordenar una
copia en papel por $10 a través de: MCLR, Room 10, 3411 W. Diversy,
Chicago, IL 60647; teléfono (773) 278-5418.

[6] El texto de la Declaración de Port Huron (PORT HURON STATEMENT)
está disponible en muchos sitios del world wide web. Por ejemplo, ver
http://lists.village.vir-
ginia.edu/sixties/HTML_docs/Primary/Manifestos/SDS_Port_Huron.html
(omita el guión).

Palabras claves: democracia; economía; desigualdad; riqueza; pobreza;
sustainable america;

Error. Page cannot be displayed. Please contact your service provider for more details. (19)